Asociación Catalana de Optometría y Terapia Visual

Miércoles, 30 Noviembre 2016 10:17

Disléxia:Déficit de atención visual, no de procesamiento fonológico.

Escrito por
Valora este artículo
(2 votos)

La dislexia afecta aproximadamente a un 10% de la población (Beaton A, 2004; Gori & Facoetti, 2015) y se caracteriza por presentar un problema de eficacia lectora y problemas de lenguaje.

 La etiología o causa de la dislexia ha estado en pleno debate durante mucho tiempo, actualmente hay suficiente evidencia científica para poder afirmar que la dislexia es debido a un problema visual, específicamente de la atención visuo espacial.

Teoría de la conciencia fonológica

 La dislexia se correlaciona directamente con una deficiencia de la conciencia fonológica, es decir, la incapacidad de percibir y manipular las sonidos hablados, y ha sido la teoría de la causa de la dislexia, habiendo todavía estudios que lo corroboran (Hornickel & Kraus, 2013). Ahora bien, se ha comprobado que el entrenamiento específico de la conciencia fonológica no se transfiere en una mejor eficacia lectora (Strong et al, 2011). Hay algunas razones para pensar que la conciencia fonológica no es toda la historia sobre la causa de la dislexia, por ejemplo, existen casos de dislexia que claramente no tienen ningún problema fonológico (Castles & Coltheart, 2004), además parece ser que la representación fonológica es normal en las dislexias pero el acceso en estas representaciones es el déficit (Ramus & Szenkovits, 2008). Aún más, en unos de los primero estudios que indicaban una conexión causal entre el sonido y la habilidad lectora (Bradley & Bryant, 1983) el único grupo que aumentó significativamente la lectura fue el que recibió simultáneamente entreno visual y fonológico, mejoraron mucho más de los que recibieron sólo entrenamiento auditivo. De hecho, el entrenamiento ortográfico se ha visto que aumenta la conciencia fonológica, por lo que hace pensar que el pobre proceso fonético visto en dislexias es debido a un déficit de las vías visuales (Vidyasagar & PAMMI, 2009). Por lo tanto, estas evidencias dan a pensar que la dislexia puede ser causa de otro problema.

Déficid magnocelular via dorsal 

Una de las teorías predominantes (a menudo controvertida) sobre el origen de la dislexia es la teoría magnocelular-dorsal, ya que se ha observado en un alto porcentaje de disléxicos un déficit en estas vías visuales (Gori & Facoetti, 2015; Vidyasagar & PAMMI, 2009 por una revisión). La vía magnocelular-dorsal se considera ciego a los colores, responde a las diferencias de contraste, bajas frecuencias espaciales y altas frecuencias temporales, siendo la vía que gestiona la percepción de movimiento visual.

Esta teoría puede involucrar el problema auditivo, ya que también existen neuronas magnocel·lulars que codifican a nivel fonético, por lo que un déficit general de estas neuronas supondría el déficit auditivo también visto en dislexias. Recientemente en el primer estudio in-vivo realizado hasta ahora se ha observado un bajo volumen del cuerpo geniculado lateral (CGL) en una amplia muestra comparada de disléxicos y controles (Giraldo-Chica, Hegarty & Schneider, 2015), demostrando un déficit magnocel celular específico. También se ha visto un factor genético asociado, el gen KIAA0319 y el DCDC2, asociados en el brazo corto del cromosoma 6, directamente implicados en la dislexia. Estos genes están poco expresados ​​en muchos disléxicos, y las proteínas que codifican estos genes controlan la expresión de neuronas magnocel·lulars, provocando un riesgo de dislexia (Stein & Kapoula, 2012). La vía dorsal del cerebro está compuesta mayoritariamente por células magnocel·lulars, y están directamente relacionadas con el control ocular y la atención visual, por tanto un déficit en esta vía afectaría al procesamiento de estas funciones. Además está generalmente aceptado que los disléxicos tienen un pobre control ocular, tanto nos seguimientos, sacádicos y fijaciones inestables (Prado et al, 2007). Los tratamientos, fundamentados con estudios, que apoyan esta teoría es la mejora de lectura con filtros amarillos. El filtro amarillo estimula específicamente la vía magnocelular ya que reciben la longitud de onda tanto rojos como verdes, y se activan con la luz amarilla. En estudios controlados se ha visto que los filtros amarillos aumentan la lectura, la sensibilidad al movimiento, la convergencia y la acomodación visual (Ray et al, 2005). Por otra parte, la estimulación de la vía dorsal mediante programas informáticos aumenta considerablemente la lectura, la atención y memoria de trabajo (Lawton, 2016).

En general las habilidades para entrenar la vía dorsal se basan en estimular habilidades como la figura-fondo, discriminación visual, memoria visual etc., es decir, la percepción visual. Tenemos un área cortical muy importante para la lectura, la "visual word form area o VWFA". Esta zona localizada en el córtex occipito-temporal está especializada en el reconocimiento de categorías, formas y representaciones de objetos en la escala espacial. Si una letra cambia de forma esta área se encarga de analizar y comprender qué letra es. Por lo tanto, la estimulación de esta área, que mejora la vía dorsal y por tanto la lectura, implica trabajar la percepción visual, corroborando la importancia de la intervención optométrica en la dislexia en cuanto a la percepción visual. De manera interesante, el déficit en la vía magnocelular y la atención visuo-espacial pueden ser independientes entre ellos, los déficits en la vía dorsal pueden ser influenciados por la atención visual ya que anatómicamente está dentro de la vía dorsal.

La dislexia es a causa de un desorden de la atención visuo espacial 

Algunos estudios han observado un déficit en los sistemas fronto-parietales en dislexias, siendo crucial para la atención visual (Wolf et al, 2010). Ahora mismo la atención visual se considera la causa de la dislexia, independientemente de las habilidades auditivas o fonológicas (Vidyasagar & PAMMI, 2009; Franceschini et al, 2012), donde se ha observado en numerosos estudios un déficit de la atención visual en dislexias (Gori & Facoetti, 2015). La atención visual juega un papel fundamental en la lectura, si se ve afectada probará problemas para seguir un texto. En la siguiente Figura 1 se explica el rol de la atención visual. Para llevar a cabo adecuadamente la lectura debemos activar la búsqueda visual, siendo la atención visual el mecanismo que facilita este proceso. El foco de atención debe ir sincronizado con el espacio visual para procesar adecuadamente el texto y poder controlar los movimientos oculares correctamente (Chelazzi et al, 2005).

 

   Figura 1. Rol de la atención visual en la lectura. Cada sacádico dura unos 25 ms, y cada fijación unos 250 ms en los que procesamos la información del detalle.

 Tratamiento de atención visual/via dorsal por la dislexia

Numerosos estudios han demostrado una mejora significativa de la lectura a través de ejercicios de atención visual (Gori & Facoetti, 2015). Una de las plataformas utilizadas con buenos resultados para la mejora de la atención visual ha sido jugar a videojuegos de acción (Franceschini et al, 2015). Los videojuegos de acción son una buena herramienta de estimulación de las habilidades de atención visual, aumentando la percepción y la cognición (Green & Bavelier, 2003; Boot et al, 2008; Gori et al, 2013). El estudio llevado por Franceschini demostraron una mejora del procesamiento fonológico y velocidad lectora jugando 12 horas con videojuegos de acción (sin tratamiento auditivo). Un 80% de los jugadores de videojuegos de acción mejoraron la lectura comparado con el grupo control. Destacar que las 12 horas de videojuego tuvo más mejoras que 1 año de tratamiento fonológico en el grupo de dislexia. En referencia a la vía dorsal, el programa diseñado por la Dr.Terri Lawton (PATH tono Reading®) entrena la vía dorsal a partir de detecciones de franjas espaciales en movimiento, donde ha demostrado una mejora sustancial de la lectura. La clave, según indica, es la sincronización de la vía magnocelular con parvocel·lular, apuntando ser la causa de la dislexia (no auditiva). Además, la lectura requiere una buena coordinación ocular, especialmente de las convergencias que determinan la fijación en la lectura (Jaintia et al, 2010). Las áreas corticales que controlan las convergencias están incluidas dentro del área dorsal, de ahí que el entrenamiento de las convergencias visuales aumentan también la eficacia lectora (Daniel et al, 2016).

Por lo tanto, el estado actual para la mejora de la dislexia es a través de programas de estimulación de la atención visual y la vía dorsal. No enfocado a ningún tratamiento del lenguaje ni auditivo (fonológico).

 Tratamiento visual para la dislexia 

Se presenta una selección de juegos y ejercicios que han sido utilizados en investigaciones para mejorar la eficacia lectora en dislexias

 Libros y artículos destados sobre el tema 

Stein J, Kapoula Z. Visual Aspects of Dyslexia. Oxford University Press, 2012. 

Vidyasagar TR, Pammer K. Dyslexia: a deficit in visuo-spatial attention, not in phonological processing. Trends in Cognitive Science, 2009;14:2. 

Gori, S., Franceschini, S., Ruffino, M., Viola, S., Molteni, M., & Facoetti, A. Video Games Training Increases Reading Abilities in Children with Dyslexia. Journal of Vision 2013,  13(9), 282-282. 

Referéncias 

Beaton A. Dyslexia, Reading and the Brain: A sourcebook of psychological and biological research. Psychology Press ,2004 

Boot, W. R., Kramer, A. F., Simons, D. J., Fabiani, M., & Gratton, G. The effects of video game playing on attention, memory, and executive control. Acta psychological 2008, 129(3), 387-398. 

Bradley L, Bryant P. Categorizing sounds and learning to read: a causal connection. Nature, 1983, 301:419-421. 

Castles A, Coltheart M. Is there a causal link from phonological awareness to success in learning to read? Cognition, 2004; 91:77-111. 

Chelazzi L, Biscaldi M, Corbetta M, Peru A, Tassinari G, Berlucchi G. Oculomotor activity and visual spatial attention. Behavioral Brain Research, 1995, 71:81-88 

Daniel F, Morize A, Brémond-Cignac D, Kapoula Z. Benefits from vergence rehabilitation: Evidence for improvement of reading saccades and fixations. Frontiers in Integrative Neuroscience 2016, 0033. 

Franceschini S, Bertoni S, Ronconi L, Molteni M, Gori S, Facoetti A. “Shall we play a game?”: Improving reading through action video games in developmental dyslexia. Current Developmental Disorders Reports, 2015; 2:4, 318-329. 

Franceschini S, Gori S, Ruffino M, PEdrolli K, Facoetti A. A causal link between visual spatial attention and reading acquisition. Current Biology, 2012, 22:814-819. 

Giraldo-Chica M, Hegarty J, Schneider K. Morphological differences in the lateral geniculate nucleus associated with dyslexia. NeuroImage:Clinical, 2015,7:830-836. 

Gori S, Facoetti A. How the visual aspects can be crucial in reading acquisition: The intriguing case of crowding and developmental dyslexia. Journal of Vision, 2015, 15(1):8, 1-20. 

Gori S, Facoetti A. Perceptual learning as a possible new approach for remediation and prevention of developmental dyslexia. Vision Research ,2014, 78-87. 

Gori, S., Franceschini, S., Ruffino, M., Viola, S., Molteni, M., & Facoetti, A. Video Games Training Increases Reading Abilities in Children with Dyslexia. Journal of Vision 2013,  13(9), 282-282. 

Green, C. S., & Bavelier, D. Action video game modifies visual selective attention. Nature, 2003,  423(6939), 534-537. 

Hornickel J. Kraus N. Unstable representation of sound: A biological marker of dyslexia. Journal of Neuroscience, 2013; 33, 3500–3504. 

Jainta, S., Hoormann, J., Kloke, W. B., and Jaschinski, W. Binocularity during reading fixations: properties of the minimum fixation disparity. Vision Research, 2010; 50, 1775–1785. 

Lawton T. Improving dorsal stream function in dyslexics by training figure/ground motion discrimination improves attention, reading fluency, and working memory. Frontiers in Human Neuroscience, 2016, 00397. 

Prado C, Dubois M, Valdois S. The eye movements of dyslexic children during reading and visual search: impact of the visual attention span. Vision Research, 2007; 47(19):2521-2530. 

Ramus & Szenkovits G. What phonological deficit? Experimental Psychology 2008;61:129-141. 

Ray NJ, Fowler S, Stein JF. Yellow filters can improve magnocellular function: motion sensitivity, convergence, accommodation and reading. Annual New York Academy of Science, 2005,1039;283-293. 

Stein J, Kapoula Z. Visual Aspects of Dyslexia. Oxford University Press, 2012. 

Strong G. K. Torgerson C. J. Torgerson D. Hulme C. A systematic metaanalytic review of evidence for the effectiveness of the ‘Fast ForWord' language intervention program. Journal of Child Psychology and Psychiatry,2011; 52 (3), 224–235. 

Vidyasagar TR, Pammer K. Dyslexia: a deficit in visuo-spatial attention, not in phonological processing. Trends in Cognitive Science, 2009;14:2. 

Wolf RC, Sambataro F, Lohr C, Steinbrink C, Martin C, Vasic N. Functional brain network abnormalities during verbal working memory performance in adolescents and Young adults with dyslexia. Neuropsychologia 2010, 48(1):309-318.

Artículo elaborado por: Marc Argilés Sans

Diplomado en Óptica y Optometria
Máster en Optometria y Ciéncias de la Visión
Miembro de la ACOTV

Visto 5709 veces Modificado por última vez en Jueves, 26 Enero 2017 11:45

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.


Login